La Casa de los Insecticidas

Tte. Gral. J. D. Perón 1519 - CABA Lun a Vier 9.30 a 18.30hs

No permita que su fumigador use DDVP. Click aquí. 
Ultimas novedades

Nueva araña descubierta en Mexico

Una nueva araña fue descubierta por investigadores del Museo de Historia Natural de San Diego, en Baja California Sur. Cada una de sus patas puede medir hasta 10 centímetros.   Ver más

Alacranes en la ciudad

Copiamos un extracto de la nota del Diario "La Nación" del día 16/01/2017, para aclarar acerca de la peligrosidad y cantidad de población que hay de estos arácnidos hoy en día en Buenos Aires, es muy importante estar informado sobre este tema para entender la mejor forma de resolverlo.  Ver más
El destacado

¿Por qué no usar Ultrasonidos para el control de Palomas y aves?

Hemos realizado algunas pruebas e investigaciones sobre el uso de ultrasonidos para el control de Aves y Palomas llegando a la conclusión de su absoluta inutilidad. La lista que sigue explica por qué no usar esta tecnología.  Ver más
Su reparación!

2017-01-17
Alacranes en la ciudad

Copiamos un extracto de la nota del Diario "La Nación" del día 16/01/2017, para aclarar acerca de la peligrosidad y cantidad de población que hay de estos arácnidos hoy en día en Buenos Aires, es muy importante estar informado sobre este tema para entender la mejor forma de resolverlo. 

El caso de un niño que sufrió cuatro paros cardíacos por la picadura de un alacrán mientras dormía en un departamento en Palermo causa conmoción por estos días y despierta dudas entre los vecinos sobre el origen y comportamiento de estos arácnidos, en especial en la Ciudad.

Los alacranes, también llamados escorpiones, habitan principalmente en las zonas del centro y el norte del país donde hay altas temperaturas y altos porcentajes de humedad. Se cree que llegaron a Buenos Aires entre fines del 1800 y principios del 1900 en barcos y trenes provenientes de la Mesopotamia que traían madera para la construcción. Hay alrededor de 1500 tipos, de los cuales apenas más de 30 pueden causar complicaciones graves de la salud y provocar la muerte. El veneno afecta con mayor gravedad a los niños y a los ancianos.

Así lo explicaron a LA NACION el docente de la primera cátedra de Toxicología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires, Adolfo de Roodt; y el jefe del servicio de Toxicología del Hospital Fernández y director de FundarTox, Carlos Damin. A continuación la entrevista completa:

-¿Hay una invasión de alacranes?

-De Roodt: Los alacranes están en la Ciudad de Buenos Aires hace mucho tiempo. Llegaron a principios de 1900 en los trenes con las maderas de árboles del norte para las construcciones. No es que hay una invasión de alacranes. Sí notamos que hay más hallazgos, posiblemente debido a los impactos mediáticos por muertes en otras provincias. La gente alertada, antes los mataba y no se preocupaba, pero ahora comunica los hallazgos (desde hace ya unos años). No sé si la población está creciendo o no, pero sí tenemos mayor número de notificaciones de hallazgo.

-¿Dónde hay mayor población?

-Damin: se ubican en zonas cálidas, en especial en el norte y centro del país. Viven mejor bajo tierra, donde tienen posibilidad de alimentarse, principalmente de cucarachas. Por eso es común encontrarlos en los subtes o en edificios en construcción o zonas donde hay mucha edificación.

-¿Dónde hay más alacranes en la Ciudad?

-De Roodt: aparecen más en las zonas aledañas a tendidos de subtes y en las zonas más viejas de la Ciudad. Por eso hay mayor presencia en zonas como Palermo y Villa Crespo. También puede aumentar su presencia cuando se realizan obras en la zona. Un dato es que pueden sobrevivir mucho tiempo en el agua.

-Damin: los alacranes son normales en la Ciudad. Siempre hubo. Viven de las cucarachas, y en Buenos Aires hay muchas. Viven en lugares húmedos, oscuros, en alcantarillas, entran a los domicilios a través de las rejillas. Pero no es tan chiquito, si la rejilla está bien tapada el alacrán no entra.

-De Roodt: Desde el 2006 al 2016 hubo 88.000 casos de picaduras de alacrán en el país. Entre el 93 y el 99 hubo tres casos de muerte. Entre el 99 y el 2006 hubo un poco más de 20. Y entre el 2006 y el 2016 hubo algo más de 50 casos.

-¿Por qué se registran más casos de muertes?

-De Roodt: no se sabe si aumentó la cantidad de reportes, o la cantidad de alacranes o si hubo una variabilidad en el tipo de veneno de los alacranes. Puede ser que haya una mayor presencia de alacranes por la mayor cantidad de construcciones o movimiento de tierra. También puede ser que haya una variabilidad del veneno, aunque esperemos que no sea así. Sobre todo Santa Fe, Paraná, Rosario y en el NOA hubo variabilidad del veneno y por eso tuvieron casos graves de muerte que no se esperaban. No se sabe exactamente por qué cambia el veneno pero puede pasar que se vuelvan más peligrosos. Hubo casos de alacranes que se creía tenían un veneno poco dañino pero después causó muertes. Nadie sabe exactamente a qué se debe la variabilidad del veneno de estos animales. En Brasil son expertos en este tema, en México más todavía porque tienen un problema mayor con estos bichos.

-¿Este veneno afecta de la misma forma a los chicos que a los adultos?

-Damin: Los chicos son la población más expuesta por el tipo de reacción que pueden tener contra el veneno. Es más difícil que un adulto tenga una reacción grave.

¿Hay una época más proclive para la presencia de alacranes?

-Damin: Los accidentes de este tipo se suelen ver más entre primavera y verano, cuando aumenta la temperatura y aparece mayor frecuencia de picaduras.

-¿Qué medidas de prevención pueden tomarse? ¿Es una opción fumigar?

-De Roodt: se sugiere no fumigar, porque puede ser contraproducente. Es muy difícil alcanzar los lugares donde viven los alacranes y por sus características biológicas, sería imposible deshacerse de ellos. Y si se decidiera fumigar de manera masiva se pondría en peligro a la población de humanos. Nuestro ministerio de Salud tiene un punto de vista conservador al respecto, adecuado a las recomendaciones de otros países con la misma problemática. Lo que hay que hacer es fumigar en las casas contra las cucarachas para que los alacranes no tengan con qué alimentarse. Y tapar las rejillas y otros huecos por donde puedan colarse.

-La casa de los Insecticidas recomienda fumigar pero de manera muy exhaustiva, las fumigaciones mal realizadas generan que los alacranes se escondan en lugares aun más peligrosos para la gente, como bolsillos de sacos, carteras, zapatos, etc. Usar aerosoles de descarga total o contratar los servicios de una empresa seria y reconocida es la mejor opción. - 

-¿Hay antecedentes de casos como el del chico de Palermo?

-De Roodt: este parece ser el caso más grave que hubo en la Ciudad de Buenos Aires. Hubo un caso similar pero más moderado con una nena en 2009.

-¿Hay más cantidad de alacranes peligrosos?

-De Roodt: Los alacranes son descendientes de los Euriptéridos, que vivieron hace hace millones de años y medían hasta tres metros. Hay más de 1500 tipos de alacranes y todos, sin excepción, poseen veneno. Pero sólo poco más de 30 pueden causar la muerte o complicaciones graves. Lo que hay que tener en claro es que en ningún caso de envenenamiento por picadura de alacrán se trata de una reacción alérgica. Puede haber casos de alergia, pero la bibliografía mundial menciona un solo caso en Arizona, si mal no recuerdo. Si bien la persona puede ser alérgica -es muy raro- el envenenamiento se debe a las características tóxicas del veneno y no a la potencial alergenicidad del veneno, que como cualquier compuesto proteico puede ser alergénico para algunas personas. Pero los casos de envenenamiento no tienen que ver con la alergia.

Aunque sea leve, siempre se trata de una reacción al veneno. Los alacranes no tienen veneno para matar, sino para paralizar a sus presas. Cuando un alacrán pica a un humano, lo hace de manera defensiva.

-¿Cómo es la distribución de tipo de veneno en el país?

-De Roodt: el Tityus Trivittatus es el más tóxico que tenemos en el país. Todos los escorpiones de importancia médica en la Argentina tienen una especie de doble aguijón, que parece doble pero no lo es. Estos son los que tienen un veneno más peligroso, porque puede provocar afectación neurotóxica e incluso llegar a ocasionar la muerte en niños o ancianos. Pero todos los alacranes son ponzoñosos, por eso siempre hay que tomar precauciones para que no ingresen en la casa, y consultar ante cualquier picadura. En Buenos Aires, y a esta altura, tenemos menos escorpiones peligrosos. En zonas de mayores temperaturas y mayor humedad son más tóxicos. En un adulto es raro que genere una reacción grave.

¿Hubo otros casos de esta gravedad?

-De Roodt: este, creo, es el caso más grave que se registra en la Capital Federal. En 2009 tuvimos un caso grave, pero no así.

¿Cómo actúa el veneno?

-De Roodt: algunos venenos poseen péptidos que en mamíferos se unen a tejidos principalmente del sistema nervioso autónomo y afectan el funcionamiento de los pulmones y el corazón. Es por esto que pueden causar edemas pulmonares y disfunciones en el corazón, como insuficiencias cardíacas. Estos son los casos más graves. Si es una picadura de otro tipo de veneno, más leve, queda como una anécdota, aunque causa mucho dolor.

-¿Si alguien es picado por un escorpión?

-Damin: No, el veneno desaparece y no quedan secuelas.